Blog

ALISADO BRASILEÑO DE KATIVA

¡Buenas tardes corazones!

Ya es viernes, y como cada viernes toca nueva entrada en el Blog. Os prometí que os hablaría de los alisados permanentes más efectivos del mercado, así que hoy (Y ya es la tercera y última entrada sobre este tema, de momento) toca el Alisado Brasileño de Kativa.

Por lo que he leído en otros blogs los resultados de este tratamiento son espectaculares. Lo cierto es que cuenta con el mayor número de críticas positivas, ya que es el más extendido en el uso doméstico.

Puede durar entre 3 y 6 meses, y el resultado dependerá siempre de nuestro cabello en sí. Es posible que si tenemos el cabello demasiado rizado no nos quede completamente liso, aunque sí soltará la onda y nos quedará un pelo mucho más manejable, brillante e hidratado.

El alisado brasileño de Kativa se presenta en un Kit que contiene:

  1. 1 champú pre-tratamiento.
  2. Mascarilla (El tratamiento en sí)
  3. 1 Champú Post-tratamiento
  4. Acondicionador Post-tratamiento.

Es importante recalcar que este tratamiento NO contiene Formol, por lo que conseguiremos un pelo nutrido, hidratado y manejable. Contiene aceite de argán y queratina, que protegerán nuestro pelo de las posibles agresiones externas, y es uno de los muy poquitos que puede aplicarse en cabellos teñidos, decolorados o con mechas.

¿QUÉ NECESITAMOS PARA APLICAR EL TRATAMIENTO?

  1. Toalla
  2. Peine y cepillo moldeador o de rulo
  3. Pinzas para el pelo
  4. Secador
  5. Plancha para el pelo
  6. Kit de alisado brasileño

Y ¿CÓMO SE APLICA?

En principio me asustaba pensar que aplicar el tratamiento podía ser demasiado engorroso, sin embargo parece ser algo menos complejo que los demás.

Os dejo un resumen del paso a paso.

 

Lo primero será lavarnos el pelo con el champú pre-tratamiento al menos dos veces y secarlo con una toalla.

Luego lo secaremos con el secador hasta que quede COMPLETAMENTE SECO, para poder aplicar la mascarilla alisadora mechón a mechón. Es recomendable el uso de guantes, aunque lo cierto es que el producto no mancha ni destiñe, pero podemos sentir un ligero picor en el cuero cabelludo, por lo que también es recomendable no aplicarlo demasiado cerca de la raíz.

Una vez extendido bien por todo el pelo debemos dejarlo actuar unos 15 minutos. No importa si recogemos el pelo, aunque es recomendable dejarlo suelto para asegurarnos un mejor resultado.

Después del tiempo de reposo retiramos el exceso de mascarilla con un peine y secamos el pelo con el secador, peinándolo con un cepillo moldeador para dejarlo liso. Dicen que este paso resulta algo más cansado, ya que al estar secando el pelo con el producto se tarda un poco más que si fuera sólo agua y puede tener una textura un tanto pegajosa.

Cuando ya lo tengamos listo es el momento de empuñar la plancha y echarle un poquito más de paciencia. Será necesario poner mucho cariño en este paso para asegurarnos el resultado, y plancharnos el pelo en mechones finos de 2 o 3 centímetros.

Cuando ya tenemos todo listo y el pelo como la seda llega el último paso… ¡Lavarlo! Sí sí… Leéis bien… Es necesario lavar el pelo con el champú y el acondicionador post-tratamiento para retirar todo el producto, pero después ya es pan comido, sólo tenemos que secarnos el pelo con el secador (Sin peinar) o dejarlo secar al aire y disfrutar del resultado.

Creo que me estoy convenciendo…

¿Qué pensáis vosotros?

¿Qué alisado es mejor? ¿Kativa, VoltaLiss o K.Liss?

¡Hasta la semana que viene!

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *