Diferencias entre producto profesional y de supermercado

Estrenamos nuevo blog hablando sobre las principales diferencias entre productos de peluquería o estética profesional y productos vendidos en los supermercados o droguerías.

Mucha gente llega a preguntarse si funciona de la misma forma un producto profesional y un producto del supermercado, cuando la respuesta clara es, no. Los productos de supermercado pasan los controles pero vamos a notar una diferencia en los resultados obtenidos.

Pongamos algunos ejemplos

En el caso de los champús, suelen contener sulfato sódico (sal), siendo uno de los problemas del champú de supermercado el exceso de esta sustancia en su composición.

Las mascarillas de supermercado, tienen un alto contenido de silicona creando una capa y sensación de pelo suave y brillante, pero es algo de poca duración. Esto dificulta a largo plazo el proceso de tratamientos químicos como pueden ser moldeadores, color, alisado, etc.

Las ceras, espumas o geles de supermercado tienen una gran proporción de alcohol y seco, quedan residuos en nuestro cabello.

Y como último ejemplo hablemos de los tintes. Elige el color adecuado a aplicar en cada caso, por lo que no está de más consultar con un profesional.

Los tintes de supermercado son más baratos pero duran menos. El profesional es algo más caro pero dura el doble, así que ahorrarás dinero además de ganar un mejor acabado.

La calidad de los tintes profesionales es significativa, teniendo los tintes de supermercado los componentes de menor calidad comparados con los tintes profesionales.

Como ya mencionamos antes, usando tintes profesionales consigues una mayor duración, pero además conseguirás una mayor cobertura de canas.

Lo más importante será preguntar siempre a un profesional, y en el caso de nuestra peluquería habitual, preguntar siempre al peluquero o peluquera qué marca o número de tinte utilizan con nosotras. No dejéis que os echen un tinte de baja calidad que termine estropeando vuestro cabello.

¿Son los productos profesionales más caros?

Pueden parecernos que así sea, pero si comparamos la calidad-precio queda claro que utilizando productos profesionales necesitamos mucha menos cantidad para los mismo resultados, por lo que podemos decir que no son más caros necesariamente. Hay ejemplo de productos profesionales a precios bastante económicos, no dejando de estar fabricados con los mejores componentes y compuestos.

Nuestra recomendación es siempre dejarse aconsejar por un profesional ya sea una de nuestras dependientas, su peluquero o esteticista. Un profesional sabrá siempre aconsejarle qué producto es el más adecuado según lo necesite.

Artículos Relacionados